INICIO Arrow Testimonios

Testimonios sobre las curaciones

El invierno pasado mi hijo menor Jan se rompió la mano derecha. Y, tuvo la operación en un hospital ortopédico in Lovran, in Coacia. Sin embargo, el hueso creció mal así que su muñeca se fue al otro ángulo y él no podía doblar el dedo meñique. Tenía que recibir una fisioterapia muy dolorosa, lo que no le sirvió para nada, porque los cirujanos de Zagreb le recomendaron que tuviera dos operaciones más.
Al finalizar el curso de ADN Básico, intenté hacer algunas curaciones de la mano de Jan pero sin suceso. En realidad, yo no tenía mucha fe que fuera posible influir sobre algo tan sólido como es el hueso.
Pregunté a Goran por su ayuda y le envié las fotos y las radiografías. Al pasar dos días y después de que Goran hizo dos tratamientos de Theta (a distancia – ¡desde Australia!) nos quedamos todos estupefactos al ver a mi hijo Jan doblando a su meñique y que la muñeca empezó a volverse a su sitio. Tengo las fotos para demostrarlo. ¡Gracias, Goran!

(Sanja Plavljanic-Sirola, Croacia)


En diciembre del 2006, me puse en contacto con Goran para preguntarle sobre mi madre de 82 años. Después de la operación de sus ambas caderas en el año 19995, se había mantenido en plena forma. Siempre había estado activa y trabajadora, hasta el año pasado cuando en alguna extraña maneras se dio vuelta mientras estaba trabajando en el jardín y le pasó algo con su rodilla. A causa de eso no podía moverse más, lo que resultaba insoportable para una persona siempre tan activa hasta el momento inoportuno.

El diagnóstico del médico fue lo siguiente:

1. Grave gonartrosis de rodilla izquierda, con lo cual la operación es necesaria. La rodilla está completamente inmóvil y la paciente toma 5 pastillas de Voltaren al día, pero rechaza la operación.
2. Panadizo del dedo izquierdo, lo que aun más ha provocado la baja de inmunidad y de la estructura completa. Tomar los antibióticos de vez en cuando.
3. Problemas psicológicos a causa de la enfermedad acompañada del insomnio y del descontento.

Mi madre empezó sus tratamientos con Goran a mediados de diciembre.

Hasta la fecha, el 10 de febrero de 2007, la situación ha cambiado por completo:
1. Mamá ya no siente ningún dolor. Y ¡ha parado de tomar Voltaren!
2. Mamá sigue paseando por la casa y la terraza; hacemos las compras juntas. Anda en bici (no podía hacerlo en 8 meses) y sigue en la forma ¡porque quiere plantear algunas flores en la primavera! El grado de su movilidad se ha hecho más extenso. ¡Qué alegría!
3. En el nivel psicológico, ella es otra persona. Se siente como una mujer a los 40 años, llena de su humor antiguo. Es más alegre. Se nota que tiene más confianza en sí misma. También, nuestra relación ha mejorado y ha ganado en la cualidad.

Querido Goran, se lo agradezco y espero que ayude a otras personas del mismo modo que lo hizo a mi mamá (y por lo tanto a mí también).

(M.D. Jadranka Santak Busic)

Por 30 años he trabajado como la enfermera en el norte de Queensland, en Australia. El clima aquí es calurosa/caliente durante todo el año. Hay muchas enfermedades tropicales transportadas por las picaduras de los mosquitos infectados que contagien a los humanos. En noviembre de 2005, estuve infectada con el virus del bosque Barmah por la picadura de un mosquito. Los síntomas fueron la erupción severa, la fiebre, el malestar, la apatía y los huesos dolorosos. Estos síntomas puedan quedar por meses y se puedan repetir por años. Y yo había tenido todos los síntomas, y al desaparecer la erupción, sentía la apatía con el dolor en mis codos, rodillas, muñecas, dedos, tobillos, pies y mis dedos de los pies. Solamente podía trabajar tomando las pastillas 3 veces al día junto con unas pastillas muy fuertes contra el dolor cada de 4 a 6 horas al día. Si no hubiera tomado estos medicamentos en aquella época, el dolor me impediría de trabajar y de disfrutar de mi vida.
Después de muchas semanas pasadas así, estaba en teléfono hablando con Goran por un sábado y él me dijo que iba a hacerme Theta Healing mientras seguíamos conectados. Mientras él hacía la curación, yo sentí la entrada del calor en mi cuerpo. El proceso entero no duró más de diez minutos. Esta vez sentía mucho más calor por el cuerpo entero y el dolor en mis huesos desapareció inmediatamente. En realidad, el día antes de la curación no tomé ningún medicamento y estaba muy feliz y asombrada por los resultados de la curación realizada.
Desde este domingo, me han cesado los dolores de los huesos y he dejado de tomar todos los medicamentos que antes los había tomado.
Para mí, como una enfermera, ¡aquello fue un milagro instantáneo!
También, acabo de tener la neumonía así que Goran había hecho dos Theta Healings mientras estábamos hablando por teléfono. Ahora me siento muchísimo mejor y he recuperado mi energía.

Kerrie Jackson
Cairns, Australia
15 de febrero de 2006


Me diagnosticaron un cáncer invasivo de cuello uterino. Los médicos me recomendaron una urgente histerectomía. Poco después conocí Goran en India, en abril de 2005. Goran hizo conmigo siete tratamientos de Orion en un periodo de diez días. En el silencio y con las oraciones había sentido el profundo sentido de la paz y de la luz interior. Durante todo el tiempo, Goran me decía que no hubo nada más del cáncer que solo quedaban los crecimientos benignos, los que cada día se volvían más pequeños con el procedimiento de la terapia. Unos meses después, tuve una biopsia más con la que se confirmaba lo que antes Goran me dijo. Al cabo de un tiempo, después de tener una otra intervención quirúrgica, me lo confirmaron por fin que no había nada más de las células malignas en mi cuello uterino.

(D.P., Italy)


¡Hola! Me llamo Ana. Durante mucho tiempo había tenido problemas con una infección fúngica y un día decidí de llamar a Goran. Esperaba que me diera algún tipo de consejo de cómo tratar esta infección con los suplementos de hierbas naturales (lo que había intentado antes, pero sin éxito). Estaba muy feliz de hablar con él y de tener su apoyo moral. Sin embargo, poco lo sabía ¡qué sorpresa más maravillosa me esperaba! En seguida, él me dio un alivio completo a través del teléfono. Él vive en Australia, ¡y yo en Toronto, en Canadá!
Mientras estaba allí sentada en mi salón, con el auricular en la mano durante la sesión, empecé a sentir un suave corriente de energía…

Mientras estaba allí sentada en mi salón, con el auricular en la mano durante la sesión, empecé a sentir un suave corriente de energía elevando por mis piernas y entrando a mi vientre, liberándome de la tensión i resolviendo todos los “nudos” dolientes del interior. Sentí que la luz y la paz rellenaban mi abdomen.
La sensación era maravillosa y la flatulencia en el estomago desapareció en un instante. Tampoco he tenido más la infección. No he sentido más la irritación, ni la flatulencia en mi estomago, así que he parado de buscar una hierba mágica. Y al ver mi vientre plano, mi marido no podía creerlo. Pensaba que algo así era imposible, y aun más conseguirlo a través del teléfono. Estoy muy agradecida a Goran, Vianna y al Dios por la curación con esta técnica tan original y poderosa.
También, hace un rato he tenido los síntomas de neumonía. Tenía la fiebre durante varios días y a la causa del moco en los pulmones, no podía dormir bien, tampoco podía respirar bien sintiendo que cado vaso sanguíneo en mis pulmones estaba hinchado. Después de solo un tratamiento hecho a través del teléfono, Goran consiguió darme un alivio completo e instantáneo. En apenas unos minutos, no hubo más el moco, el dolor, la flatulencia y yo podía respirar mejor que nunca. Una vez más podía verificar qué eficaz es la curación de Theta.

(Ana Mitrovic, Toronto))

H¡Hola! Me llamo Georgina. Soy de Atenas y tengo una tía que había tenido los problemas muy graves con su salud. Ella padecía de un cáncer del hígado (el cáncer se expandió por el hígado entero y los ganglios linfáticos). Así que pasaba todo su tiempo en hospital, sufriendo unos dolores terribles. Yo intentaba de hacerla Theta Healing pero mi tía no quería oír nada de las cuestiones tales como: ¿cuándo?, ¿por qué?, ¿dónde?, etc. Así que le sugerí que intentáramos de hacerlo sin preguntas. ¡Lo que ella aceptó! Luego, sin conocer a Goran le envié un e-mail describiéndole la situación y ¡pidiéndole por su ayuda! Goran solo quería saber una cosa – el nombre de mi tía. ¡Y ya el día siguiente mi tía empezó a sentirse mejor! ¡En dos días el dolor desapareció y el cáncer que había en su cuerpo se transformó en las células sanas! ¡¡Todos los resultados cambiaron!! Fue un verdadero milagro, y los médicos del hospital no simplemente querían dejarle que se fuera porque no habían ningunas respuestas de lo que pasó. Ahora (tres semanas después), mi tía se siente muy bien, está bien de salud y está en su casa. ¡¡No hay suficientes palabras para expresar nuestra gratitud al Creador de Todo lo Que Es y a Goran por aquel milagro!! ¡¡¡Gracias!!!

(Georgina, Atenas)

[ top ]

Read 685 times